Adelgazar saludablemente

Después de conocer los trucos para adelgazar básicos y los trucos para adelgazar comiendo, ha llegado el turno de hablar de los trucos para adelgazar saludablemente. La esencia de la pérdida de peso consiste en ingerir unas pocas calorías menos de lo habitual y moverse un poco más.

Una de las cosas que más influyen en el sobrepeso es la vida sedentaria que llevamos en la actualidad. No te vamos a pedir que te apuntes a un gimnasio, ya sabemos que la mayoría de las veces sólo se va los dos primeros días. Tampoco es necesario que te compres una de esas enormes máquinas de ejercicios que necesitan una habitación entera para ellas. Pero hay algunas cosas que puedes hacer todos los días y además no te costarán ni un céntimo. ¿A qué esperas? ¡Muévete!

Las escaleras son tus amigas

Dicen que se pierde menos tiempo subiendo por las escaleras que esperando al ascensor. Pero eso es lo de menos. Lo realmente importante es que subir escaleras es uno de los ejercicios más completos que existen para adelgazar saludablemente, porque pone en funcionamiento gran parte de los músculos de tu cuerpo, y se consumen más calorías que con otras actividades, como caminar. Lo único que tienes que hacer, siempre que puedas, es utilizarlas en lugar de coger el ascensor. Muy sencillo y además gratis.

Aparca el coche más lejos

Cada día un poco más lejos que el anterior. Haz que el trayecto que haces entre tu trabajo y el coche, o entre el coche y tu casa, sea cada día un poco más largo. Si tienes plaza de aparcamiento, prueba a ir hasta ella por una calle distinta cada día. Así de fácil y habrás caminado un rato sin darte cuenta.

¡Bájate ya!

Si utilizas transporte público, bájate del autobús y del metro una o dos paradas antes de tu destino. Si el trayecto que tienes que hacer es corto, hazlo andando. Conocer mejor tu barrio y tu ciudad, caminando cada día por calles distintas, es una buena forma de adelgazar saludablemente.

Busca aliados

Los niños y los perros pueden ser tus aliados perfectos a la hora de hacer ejercicio gratis. Hijos, nietos o sobrinos, todos estarán encantados de que los lleves al parque y juegues con ellos. Tu perro será muy feliz si (además del tiempo imprescindible para su higiene) le dedicas media hora más de tu tiempo caminando. En muy pocos días ya no necesitarás fuerza de voluntad para salir, porque los niños o el perro te lo pedirán con insistencia y serán ellos los que te saquen a ti.

Abre tu propia escuela de baile

Adelgazar saludablemente

Lo único que necesitas es unos cuantos amigos, algo de música y una habitación despejada. Cada uno puede enseñar a los otros el baile que mejor domine para adelgazar saludablemente. Lo más probable es que al final no aprendáis bien ninguna danza, pero os vais a divertir muchísimo al tiempo que hacéis ejercicio.

Acelera

Sea cual sea la actividad física que estés realizando, de vez en cuando acelera un poco el ritmo durante uno o dos minutos, y luego vuelve al ritmo anterior. Estos pequeños cambios de velocidad te harán quemar más calorías, además de fortalecer los músculos. Recuerda que cuanto más desarrollados tengas los músculos, más calorías consumirá tu cuerpo todos los días.

Olvida el mando a distancia del televisor

Una de dos, o dejas de hacer zapping, o te garantizo que vas a hacer un montón de ejercicio. También puedes “perder” el mando de la cadena de música, el del garaje, el de…

Utiliza el teléfono móvil o el inalámbrico

Cuando quieras hablar por teléfono un rato aprovéchate de las ventajas de la tecnología y camina mientras lo haces para adelgazar saludablemente. Incluso puedes aprovechar para realizar alguna tarea doméstica. En los dos casos estarás quemando calorías. No serán demasiadas, pero todo suma. Por el contrario, hablar desde el teléfono fijo, tumbado en la cama o hundido en el sofá no va a ayudarte nada.

¡Levántate y anda!

No te preocupes, no hace falta que resucites como Lázaro. Con que te levantes un par de minutos cada hora ya vale. Aunque tu trabajo te obligue a permanecer siempre sentado, busca la forma de ponerte en pie y caminar dos minutos cada hora y podrás adelgazar saludablemente. Puedes ir al baño, a por agua, a reponer papel en la impresora o cualquier otra cosa que se te ocurra, pero esta simple y minúscula actividad, según el estudio publicado en el Clinical Journal of the American Society of Nephrology, se traduce en calorías quemadas.

Adelgazar saludablemente

Muévete mientras ves la televisión

Tu sofá ya tiene un hueco con tu forma (como el sofá de Homer Simpson), pero eso no te ayuda. Si quieres adelgazar saludablemente, mientras estás viendo tu serie favorita aprovecha para hacer otras cosas: poner la mesa, regar las plantas, planchar, hacer yoga…

Baila con la escoba

Mientras realizas todas esas aburridas tareas domésticas de las que nadie puede librarse, sintoniza en la radio una emisora con música alegre de esa que, cuando la escuchas, se te van los pies. Barre, friega o lava los platos mientras bailas al ritmo de tu música favorita. Quemarás calorías al mismo tiempo que te diviertes.

Cuida tu casa

Aunque te parezca raro, cambiar la decoración de tu casa también quema calorías (siempre que no te limites a mover el florero, claro está) y ayuda a adelgazar saludablemente. Cambia los muebles de sitio de vez en cuando, dale la vuelta a los colchones, pinta las paredes, saca toda la ropa de los armarios y vuelve a colocarla (ordenada por colores o por las estaciones del año). Y en el límite de la locura, de vez en cuando, declara zafarrancho de combate y haz limpieza general.

Haz deporte

Si te gusta practicar algún deporte no lo dudes. Sea el que sea te vendrá bien. Bicicleta estática, natación, tenis de mesa, gimnasia, judo, atletismo, baloncesto… Todos te ayudarán a eliminar las calorías sobrantes aunque, para adelgazar saludablemente, el squash se lleva la palma. Si además practicas tus ejercicios a primera hora de la mañana y al aire libre, bajo el sol, quemarás de un 20 a un 30% más de calorías.

En el gimnasio

Si ya acudes de forma habitual a un gimnasio procura entrenar con amigos, porque se ha demostrado que se pierde un 30% más de peso que si entrenas en solitario. El clásico pique de “si él puede, yo también” es un gran estímulo a la hora de practicar ejercicio y lo vuelve mucho más divertido. Si escuchas música mientras haces tus ejercicios, te cansarás menos. De todos los aparatos del gimnasio, la cinta andadora (o cinta de correr) es en el que más calorías se queman en menos tiempo. Y más rápido aún: diez minutos saltando a la comba queman las mismas calorías que media hora corriendo. Como ves, son muchas las formas en las que puedes adelgazar saludablemente.

Scroll Up
error: ¡El contenido está protegido!

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar